lunes, 30 de marzo de 2009

¿Unos días de relax?

Después de unos días bastante liado con los exámenes, por fin puedo decir que puedo tomarme unos días de relax... ¿o no? Pues teniendo en cuenta que tengo que recoger el desorden que tengo en la habitación, coser pantalones, arreglar cuentas con el Learning Agreement de los cojones y preparar todo bien para el viaje a Sicilia, además del resto de quehaceres personales, no puedo precisamente relajarme. Y menos aún si estoy todo el día alerta esperando una respuesta que encima estoy seguro que nunca existirá. Jugué mal la partida y traté de hacer una buena jugada en el último momento con unas cartas demasiado malas. Eso si, que no se diga que no lo intenté.
Al menos el último examen por una temporadita (hasta finales de abril) ha sido lo que se dice fácil y encima breve, lo que lo hace dos veces fácil, ya que si preguntarte qué te ha parecido un libro y si te parece adecuada la perspectiva con la que la autora trataba el tema es algo complicado, que venga Alá y lo oiga. ¡Si ni siquiera he tenido que mentar a Gramsci, Bordiga, Togliatti o Berlinguer! Encima hoy, al contrario que habitualmente, Mr. Capuzzo (según Luis su apellido significa "cabezón" o algo así) estaba simpático y no tan rancio como una que yo me sé (y que lee este blog y se dará por aludida, xD). Un buen día el de hoy si no fuese porque la maldita bicicleta se ha vuelto a cascar. Creo que me ha mirado, no un tuerto, si no un ciego con cirrosis y los miembros amputados. Asi que tocará hacerse de nuevo con una rueda para cambiarla, cosa que ya dejaré para después de mi regreso de Sicilia. De momento, me voy a tumbar en la cama con el portátil a ver una de las muchas películas que me he descargado últimamente. Puede que "Dune"; o "Reservoir dogs"; o "Los siete samurais"; o...

1 comentario:

Luis dijo...

Bueno, podría ser que significara "cabezón", no estoy seguro, ¿eh?

Al final ni Zeta ni yo nos presentamos, cobardes de nosotros. Para la próxima convocatoria, ya ves.

Y por último... yo habría escogido "Los Siete Samuarais", pero todas están bien, la verdad.