martes, 30 de septiembre de 2008

Pisando tierra

Muy buenas chavalotes, aquí estoy por primera vez y en exclusiva para contaros mis primeras andanzas por tierras italianas.
Al pısar tıerra comencé a sentır una sensacıón que no había tenıdo antes: estaba lejos de mı hogar, sın nadıe conocıdo... Algo pareciıdo a cuando he estado en Gran bretanıa, pero aquello fueron sólo un mes al ano. Pues bueno, poco después de bajar del avıón y coger la maleta, al ir a coger un autobus que me llevara a la estacıón de Termını en Roma, conocí a otro estudıante llamado Luıs, de Aguilar de Campoo, que ıba a estudıar en Roma. De esos contactos que ves una vez en tu vıda y de los que seguramente no te olvıdes jamás. Alllegar a Termınıç tuve que coger el tren hacıa Bologna. Podría detenerme descrbıendola enorme estacıón, perollevaría demasıado tiempo. Tras un vıaje de tres horas en tren, llegué por fın a Bologna, mı nuevo hogar durante nueve meses. Ahora tocaba coger el bus urbano para ır a la resıdencıa, cosa que no fue del todo fácıl y tuve que practıcar mi cutre italıano para ir a la parada correcta. Los buses que tuve que coger fueron dos, lo que compplica un poco las cosas. Así,por fın alas 10 y pıco de la noche llegué a la resıdencıa, termınando elprımer capítulo de mıs aventuras y desventuras, marcado por el contınuo movımıento y el cansıno arrastre de maletas, que me dejó hecho polvo y sın ganas de nada más que no fuera dormır. En la resıdencıa me aguardaban mı pısıto con mıs dos companıeros, un italıano llamado Francesco y un Turco que se llama Chadas o algo así y desde cuyo ordenador estoy escrıbıendo ahora. No hay tıempo para más,manıana ıré contando mıs prımeros días en esta cıudad que, puedo adelantaros, tıene un contrates de bella cıudad medıeval y sucıa cıudad en plan Barakaldo hace 10 anıos.

Os dejo aquí una foto sacada desde el avıón cuando sobrevolaba Roma. Reconocéis algún edificio famoso?

sábado, 27 de septiembre de 2008

La cuenta atrás

Las cartas están ya echadas; dentro de apenas 24 horas estaré pisando territorio de la península itálica. A cada segundo que pasa van aumentando los nervios, pues mi gran viaje está a menos tiempo. Los granitos de arena van cayendo lentamente a la parte inferior, y lo que queda en la superior es ya muy poquito. Cuando la cuenta atrás termine, mi vida cambiará completamente; dejo atrás una vida para sustituirla durante 9 meses por otra. La experiencia será inolvidable, seguro. Lo pasaré genial, aunque sé que habrá momentos duros y añoranzas de todo lo que queda aquí. Pero no me olvidaré de vosotros,a migos. Por eso, creo este blog, para ir relatando todo aquello que me vaya ocurriendo, cómo es mi vida en Bologna. Y también para que vosotros escribáis comentarios a mis entradas y que esta comunicación sea recíproca, para que lloremos, riamos y lloremos de risa juntos. Os echaré de menos, pero la añoranza no será tan pesada gracias a ésto. Va por vosotros, amigos.
Miro el reloj de nuevo; sonrío al saber que queda menos. Éste es mi último saludo desde Barakaldo. Pronto zarparé desde Txikiteria a mundo desconocido. Alea jacta est.