sábado, 22 de noviembre de 2008

Sorpresa, sorpresa, sorpresa!!!

Sentado frente al ordenador me hallo de nuevo, para contaros un par de anecdotillas y dejar al final en el aire un misterio que me corroe.
Empecemos pues, a peticion popular (realmente de las dos vascas pedorras de la resi, xD) con la fiesta de Masa. Os preguntaréis que quién es el tal Masa aquellos lectores mios que mucho leen y poco escriben (juas juas, como lanzo pullas); pues es un chico japonés que sabe mas euskera que yo y que vive también en la resi, en el piso superior al mio. Pues bueno, el jueves fue su cumpleaños y se le preparò una fiesta sorpresa en su casa, de esas tipicas en las que se lo llevan a dar una vuelta por ahì mientras se prepara el cotarro, y cuando el que ha de ser sorprendido llega a casa, se encuentra con todo a oscuras y de repente oye aplausos y voces desafinadas cantando el "cumpleaños feliz" (tanti augure a te), llevandose un susto al principio y una buena alegrìa tras el breve momento de shock, al tiempo que algien descorcha una botella de champàn empapando toda la estancia con su contenido, techo incluido. Tampoco me voy a recrear demasiado en los detalles de la fiesta, que estuvo muy bien salvo un par de contratiempos debidos a malentendidos. Destacar la comida japonesa preparada por Yuka, que estaba muy buena, y algo que me parecio curioso, y es que uno de los platos era un guiso de carne con patatas y zanahoria, igualito al que de vez en cuando hace la mia mamma.
Y pasamos a contar pues la noche del dìa siguiente, es decir, la de ayer, pero sin dejar de lado las fiestas sorpresa, porque esta vez fue para Luisa, una muchacha madrileña. Estya vez no tuve la ocasiòn de ver la entrada triunfal de la cumpleañera, ya que llegamos justos de tiempo y tuvimos que hacer un disimulo, pues vimos a Luisa abajo en al calle y habìa que levantar las menores sospechas posibles. Otra buena fiesta, esta vez con mas alcohol en sangre por mi parte, para ir a parar después a una discoteca llamada "La Arteria", y por lo grande que era, supongo que serìa la aorta (joder que chiste màs malo). Regreso a casa con coñas y piques mal simulados (punto para ti Bàrbara: http://es.wikipedia.org/wiki/Barbarella) para encontrarme con una sorpresa en casa. Como siempre, llegué con una fame di lupi, asì que fui a la cocina a prepararme un tazòn de Chocapic con leche y miel, rico rico y con fundamento, cuando me encuentro que hay un tìo durmiendo en el sofà, el cual no se quién coño era. Descarté que fuera amigo de Francesco, pues no es dado a estas cosas, asì que mis sospechas se ciernen sobre el grumete Cagdas: un simple amigo? o un nuevo ligue? El misterio està en el aire. Quién era el susodicho? En el caso de que tuviera alguna relaciòn sentimental con Cagdas... es éste de la acera de en frente o va por el medio de la carretera? Quién matò a Kennedy? Y, lo màs importante... a qué huelen las nubes? Todos estos misterios, resueltos en el pròximo episodio amigos mìos... o no, pa' qué nos vamos a engañar, xD

2 comentarios:

Andertxo dijo...

Chiste muy de Javo ehhhh jajajaja
Bueno, que no sé ni que ponerte, ando espeso hoy jajaja
En plan huron siempre eh jajaja
Ondo pasa campeón!!!
Un abrazo

Andoni (Txomin) dijo...

señor Chebiiii!! baya bidorra t stas pegando jaja x aki s t exa d menos un monton!! aer si vienes pa navidades y nos examos unas risas no? ace cosa d semana y pico nose k abri k m salio algo d enviar un mensaje o algo, nose muy bien q, xo si t llego ya m diras ok? jaja enga tu un abrazo